Domingo, 26 Mayo 2019

La justicia es de ÉL

PUBLICADO EL Martes, 23 Abril 2019 11:01 Escrito por FEfrustrada
Envuelto en la bandera de España para su propio beneficio Envuelto en la bandera de España para su propio beneficio

 

 

Finalmente no fue como a Roma y al César les hubiese gustado que terminara, siendo a sus formas y portanto la victoria (para Roma) asegurada. No, fue bajo su método, por lo que perduró ÉL durante milenios.

Hoy al igual que ayer, el gentío pretende justicia de la misma forma.

Hoy el “prohombre y el gusano baila y se da la mano…” en esta orgía de candidatos a Barrabás, donde sabemos que “todos ganan.

No, no, no mienten. Pues son los que se llevan el trofeo a “sus vitrinas” mientras la afición se llama a sí mismo ganadora o perdedora, y a lo sumo, tan solo ve en fotografía el trofeo y por ello pretende saber y dar fe de su existencia.

Eso no quiere decir que mientras tanto ÉL no esté impartiendo justicia. Quien tenga ojos para ver que vea.

Hoy como siempre, los viciosos subvencionados se revuelven pensando que pueden perder las migajas del sistema en sus puestos estatales, el beneplácito de abusar de los justos y de reivindicar cualquier estupidez que les presenten por delante. Orgía de vida que si es perdida, perdurará en sus mentes y vástagos como tiempos ¿de libertad?

Estos kamikazes no tienen solución alguna fuera del sistema y a éste nos arrastran.

Hoy, o mejor dicho mañana, nos pondrá ÉL en bandeja, identificar a los falsos patriotas que se conforman con lucir bandera el día de autos y como buena afición conformarse con la concentración en cualquier lugar de la ciudad o ciudades a lucir los colores y una vez celebrado a criticar y esperar el siguiente encuentro.

Hoy expone públicamente a los que quieren sumarse o se suman al equipo; aunque sea como utilleros, para formar parte del club, y así salir en la foto junto al trofeo. Quienes prefieren a Barrabás que a ÉL, pues sea como sea, se justifican con que ambos, al fin y al cabo, son judíos y seguramente uno tenga más seguidores que EL otro y con Barrabás, seguro que ganamos.

Barrabás será elegido gracias a difamadores, envidiosos, gusanos prohombres y por qué no, algún miembro de la nobleza, pues aunque a la contra, pero dentro de éste sistema opera.

Los Barrabás con conocimiento de ello o sin él, son parte del sistema. Luchará como el sistema desea, como siempre éste último vence. Pone las reglas.

Pienso que es parte de la justicia divina, la cual, no tiene la mediatez que nosotros requerimos, identificar a ojos de los justos, quienes son realmente los patriotas cristianos y quienes los pecadores confesos de sistema.

Soy consciente de que estas líneas serán pozo de las más duras críticas por parte de ¿los nuestros?, (sobretodo ahora, muchos dirán) por lo que expreso de que nada de “nuestros” tienen estos sistemistas que bajo la última decepción (o eso espero) quedarán ya finalmente identificados en nuestros vecinos y conocidos.

Así como el empresario que por serlo, vende su alma y pide a sus empleados la vendan a su vez al diablo, por no “perder la contrata y aunque publique su carácter cristiano o patriótico su acto será sistemático… por “la contrata”.

Pierde el alma y la libertad a un futuro libre, pues el miedo... es inmediato.

Comenta esta noticia