Sábado, 24 Agosto 2019

El “caso Bar España” llega, por primera vez, a la prensa

PUBLICADO EL Sábado, 22 Septiembre 2018 06:00 Escrito por
Josele Sánchez decidido a ganar la partida del "caso Bar España" Josele Sánchez decidido a ganar la partida del "caso Bar España"

Y ha tenido que ser La Tribuna de España el único medio que, por primera vez, saque en prensa de forma seria el ya tristemente famoso “caso Bar España”. Tristemente famoso por Internet, por las redes sociales… pero que ningún medio de comunicación de este país, ¡ninguno! se había atrevido -hasta ayer- a sacar a la luz pública, blanco sobre negro, luz y taquígrafos.

 

 

Por Josele Sánchez nos hemos enterado de muchos datos nuevos, como por ejemplo que ya el diario El Mundo supo del caso -a raíz de las investigaciones llevadas a cabo por la Agencia de Detectives Método Tres-. En realidad buscaban a la desaparecida Madeleine MacCanne y se encontraron con el caso de pederastia que va camino de convertirse en el más famoso e importante de España por delante, incluso, del inolvidable “caso de las niñas de Alcásser”.

Gracias a ese periodismo comprometido -sin miedo a nada ni a nadie que, a diferencia de lo que hace la totalidad de medios de comunicación, practica habitualmente el director de La Tribuna de España- también nos hemos enterado que el diario El Mundo fue el periódico que tuvo la primera información del caso que ¡esa será para siempre su responsabilidad que no podrán eludir! guardó de manera inexplicable en un cajón.

Es curioso que después de más de veinte años de que ocurrieran los hechos, ahora sea la primera vez que salga algo así en prensa, lo que da una idea de la corrupción de la prensa generalista y la desinformación absoluta que ha estado practicando durante tanto tiempo.

Durante mucho tiempo el “caso Bar España” ha sido comentado por youtubers y blogueros que -aunque de forma bien intencionada- no son profesionales, no han sabido proteger a las víctimas y sus identidades, han ido a pecho descubierto, bien por afán de protagonismo o bien por ignorancia. ´

Esto ha dado lugar a una desprotección absoluta de las víctimas que ahora se ven envueltas en procesos judiciales que probablemente pierdan, ya que carecen de medios adecuados, no están organizadas y ¡cuando te enfrentas a gente muy poderosa! las querellas para coaccionarles ya les han llovido.

No se puede acusar a nadie sin pruebas; pero sobre todo, no se puede acusar sin tener una estrategia de defensa.

En cualquier situación similar, he visto a multitud de víctimas implicadas organizarse constituyendo asociaciones de afectados para hacer frente a los procesos judiciales… nunca ir por separado y sobre todo tener buenos abogados.

Las víctimas del “caso Bar España” se han visto solas, desorganizadas y con abogados de oficio.

Aprovecho mi columna habitual -en este espacio de libertad y aire puro periodístico llamado La Tribuna de España- para anunciar que ya está en marcha la constitución de una asociación en donde las víctimas de pederastia de toda España puedan acudir y tener asesoramiento jurídico entre ellas, por supuesto, las víctimas del “caso Bar España. El tiempo y lugar donde podrán dirigirse se irá informando a su debido tiempo, a través de mi web El Arconte y de La Tribuna de España.

Josele Sánchez nos ha dado un nuevo enfoque, ha sacado datos desconocidos sobre este caso y, desde la publicación de ayer, La Tribuna de España se ha constituido, indudablemente, en el diario emblemático de este caso y de referencia absoluta.

Pero no sólo eso, es que (desde la distancia de no estar dentro del proyecto, pero desde la proximidad de tener una columna fija en este periódico) puedo constatar, día a día, que con La Tribuna de España no sólo ha nacido una nueva manera de hacer periodismo sino, también, un diario digital que se ha convertido en toda una referencia moral, en una sociedad que si de algo adolece, precisamente, es de referencias morales en las que mirarse.

Josele Sánchez, en su primer artículo sobre este “caso Bar España”, también dice estar en posesión de pruebas más que suficientes para inculpar a las personas implicadas. Es decir, esta vez no será un refrito de informaciones sacadas de Google por youtubers y blogueros, sino el trabajo de gente muy profesional (ya lo han demostrado en otras investigaciones como las que lleva a cabo sobre el Banco de Santander) que se va a poner al frente de la investigación periodística (debiera haber una investigación judicial pero a falta de una justicia que persiga sin tregua a este tipo de culpables VIPs, siempre es una esperanza que lo haga un medio de comunicación).

Por otra parte, en su primer artículo parece que a muchos ha decepcionado que Josele Sánchez no haya dado importancia ninguna al tema del satanismo en el “caso Bar España”. Y es que lo que la mayoría de lectores desconocen es que -acaso desgraciadamente- el satanismo y la masonería no están prohibidos en España; ser satánico no es delito: violar y asesinar sí.

El morbo y el tema esotérico hay que dejarlo para la prensa amarilla y los blogueros y youtubers aficionados. Los profesionales nos tenemos que ceñir a los hechos que constituyen un delito y que pueden articular una denuncia fundamentada que dé lugar a un juicio con garantías de ganarlo.

El hecho del satanismo –desde el punto de vista de la responsabilidad penal- es una mera anécdota; lo principal son los posibles delitos de secuestros, torturas, violaciones y asesinatos que pesan sobre este caso; por eso se conduce por esta línea de investigación un Josele Sánchez que conozco el rigor periodístico con el que ¡de manera absolutamente metodológica!  siempre trabaja.

Porque hay que tener mucho corazón y ser muy noble para decidir meterse en un asunto que no va a deparar a Josele más que problemas: pero, como lo que yo quiero es ganar, como lo que todos deseamos es que los depredadores sexuales acaben pagando por ello, no me interesa ahora el corazón y la nobleza del periodista sino su buen hacer profesional, su capacidad para obtener fuentes de información, su rapidez y acierto en el análisis, su saber hacer para llegar hasta el final…

Muchos blogueros de muy buena fe, yendo por el tema del esoterismo, han perdido mucha de la credibilidad y se han quedado en eso: morbosidad y amarillismo tapando lo principal que son las víctimas y los delitos.

Decía que conozco el modo periodístico de trabajar de Josele Sánchez y también algo le conozco a él personalmente: si Josele se sienta delante de un tablero es para ganar la partida y lo pone todo: ahora mismo le imagino en la casa donde vive –en su exilio en algún país del tercer mundo- con la mesa del comedor, el sofá y la cama repletas de informes, de fotografías, de documentos… investigación seria, rigor y método: lo único que puede garantizarnos que algún día los culpables paguen por los delitos tan graves que de manera impune han cometido.

Días nos quedan para ir sabiendo la nueva perspectiva que nos va a ofrecer las informaciones que vayan apareciendo en La Tribuna de España sobre el “caso Bar España, un caso que ahora sí –con un Josele Sánchez metido de lleno y decidido a ganar la partida- amenaza con remover los cimientos de nuestra mal llamada democracia.

Comenta esta noticia