Domingo, 25 Agosto 2019

Adviento: tiempo de esperanza

PUBLICADO EL Domingo, 16 Diciembre 2018 13:17 Escrito por
Adviento: tiempo de esperanza Adviento: tiempo de esperanza

La palabra adviento viene del latín adventus y significa advenimiento, es la traducción de la palabra griega parusía que significa llegada, retorno.

El adviento es el tiempo litúrgico que recorre las cuatro semanas que preceden a la navidad y se nos invita a preparar el corazón para la llegada del Señor.

Es el tiempo litúrgico en el que los cristianos celebramos que Jesucristo vino, viene y vendrá. Nos invita a recordar el pasado, vivir el presente con alegría, y nos anima a preparar el futuro con Esperanza.

El antiguo testamento fue tiempo de espera, Miles de años transcurrieron desde la promesa de la venida del Mesías hasta su cumplimiento, Israel vivió su propio adviento, suspiraba por la venida del Mesías anunciado por los profetas, mas cuando el Mesías vino no lo reconocieron, no se prepararon para recibir al Mesías, perdieron el privilegio de ser el pueblo escogido, y Dios le otorgo ese privilegio al pueblo que sí reconoció su venida de Mesías prometido, la palabra de Dios nos lo ilustra con el relato del banquete, donde los invitados no se presentaron al banquete y el novio mando a los criados salir a las calles e invitar a todos los que por el lugar pasaran y aceptaran la invitación, los invitados ya no eran los que se asignaron en un principio, sino todo aquel que acepto la invitación del novio, los originales invitados dejaron de ser reconocidos y bien recibidos, y en su lugar se les dio el privilegio a todo el que acepto la invitación del novio, es decir el Mesías.

Ahora el pueblo de Dios no es Israel, perdió ese privilegio al no reconocer al Mesías prometido, más que eso, lo despreciaron y lo mataron, ahora el pueblo de Dios lo forman gentes de toda raza y de toda nación, el pueblo formado por los católicos bautizados que forman la Iglesia fundada por Cristo, el verdadero pueblo de Dios. Reconocieron la venida del Mesías prometido por los profetas, y lo reconocen como el salvador del mundo enviado por el Padre Celestial, dando cumplimiento a lo anunciado por los profetas, Él es el cumplimiento de la promesa.

El pueblo de Israel, se perdió en su adviento, no supo prepararse para recibir al Mesías prometido. Nosotros los cristianos católicos que somos el verdadero pueblo de Dios, celebramos en este tiempo de adviento, la venida del Mesías prometido y mantenemos la Esperanza de que de igual modo que se cumplió lo prometido por el Padre Celestial, vendrá de nuevo, tal como el mismo Mesías los prometió. Debemos por tanto prepararnos para esa segunda venida, cuando juzgara a toda la humanidad y hará unos nuevos cielos y una nueva tierra.

Adviento es tiempo de:

1º Conversión. Debemos prepararnos y llenarnos de Gracia de Dios.

2º Vigilia. Para no dar la espalda a Dios como lo hicieron los judíos. Debemos perseverar en la fe y en la oración, manteniéndonos fieles.

3º Alegría. No es una alegría superficial, sino la que proporciona el tener la presencia de Dios en nuestra alma.

4º Esperanza. Esperanza en que la palabra de Dios se cumple y nuestra salvación está cerca, porque la segunda venida de Cristo será una realidad.

 

 

Comenta esta noticia