Sábado, 17 Noviembre 2018

Demantelan comando terrorista "Antifa" en Molina del Segura

PUBLICADO EL Sábado, 27 Octubre 2018 00:35 Escrito por
Explosivos utilizados en atentado "Antifa" en la CARM. Imagen de la delegación del Gobierno Explosivos utilizados en atentado "Antifa" en la CARM. Imagen de la delegación del Gobierno

Desde La Tribuna llevamos un año denunciándolos, porque hemos sufrido sus acciones de terrorismo callejero en carne propia. Le extrema izquierda autodenominada "Antifa" ya atentó contra la redacción de La Tribuna de Cartagena y, por dos veces, contra el director de La Tribuna de España, Josele Sánchez. Así mismo, la juez del Juzgado de Instrucción número 2 de Cartagena ha rechazo ¡por dos veces! la denuncia por amenazas e través de twuitter a Josele Sánchez de uno de los radicales ultraizquierdista diciendo que iban a violar, asesinar y enterrar en una cuneta a sus familiares, algo que para la prevaricadora juez María Pascual Hernández no es delito. Ahora han sido detenidos miembros terroristas de los comandos aurodenominados "Antifas" con artefactos y gran cantidad de explosivos dispuestos para estallar. ¿Podemos culpar a la magistrado de negligencia?

 

El ambienteb prebélico está establecido en España. La extrema izquierda lleva mucho tiempo preparándose para el enfrentamiento armado ante la pasividad de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, de las delegaciones del Gobierno, de las Fiscalías para Delitos de Odio y de muchos titulares de juzgados, como la magistrado María Pascual Hernández, juez titular del Juzgado de Instrucción número 2 de Cartagena.

Hace mucho que desde La Tribuba venimos denunciando que el terrorismo de extrema izquierda autodenominado "Antifa" goza de la protección de los jueces y los Fiscales para Delitos de odio. Sin ir más lejos, la juez titular del Juzgado de Instrucción número 2 de Cartagena, la prevaricadora magistrado María Pascual Hernández, deniega que exista delito cuando nuestro director recibe una amenaza a través de twitter que habla de torturar, violar, asesinar y enterrar en una cuneta a su madre, esposa e hijas. Seguramente deberá ser amenazada la juez María Pascual Hernández con que su madre, su marido y sus hijas sean torturados, violados, asesinados y enterrados en una cuneta para que cambie su percepción de qué es y qué no es delito.

En Cartagena han identificado a jóvenes patriotas, les han esperado a las puertas de su domicilio y han sido brutalmente agredidos por estos elentos de la extrema izquierda.

En Murcia, en reiteradas ocasiones han actuado de manera idéntica estando a punto de matar a una joven en la puerta de un bar.

Ahora ascienden a seis el número de terroristas callejeros de extrema izquierda detenidos ayer por sus actividades terroristas que tenían, como núcelo de preparación de atentados, un domicilio de la localidad de Molina de Segura. en el que los agentes han encontrado 25 kilogramos de precursores con capacidad explosiva, concretamente nitrato amónico, y un extintor preparado para ser empleado como contenedor de un posible artefacto de grandes dimensiones y pistolas modificadas para uso con munición real.

Ya en junio la policía hizo detenciones en idéntico sentido pero para el Juzgado debió tratarse de "pecata minuta" porque dejó a los detenidos en libertad pese a que se les incautaron recipientes de extintores y bombonas de butano a modo de contenedores y que habían sido rellenados de explosivo y metralla.

Claro que este tipo de hechos para magistrados como la titular del Juzgado de Instrucción número 2 de Cartagena, María Pascual Hernández, no son constitutivos de delito. ¿Habría que ver su decisión si el objetivo de estos pacíficos "Antifas" fuera alguno de sus familiares directos?

Aún nos pasa poco con los magistrados y fiscales que tenemos, por cierto, magistrados y fiscales que cobran unos salarios altísimos por hacer un trabajo que no están realizando de manera eficaz ¿verdad, Señoría María Pascual Hernández?

 

 

 

Comenta esta noticia